Aviso para todos los miembros de la iglesia, y amigos

En ocasiones, miembros, iglesias, sociedades y asociaciones se ponen en contacto con La Iglesia Madre en relación a solicitudes de personas del Movimiento que piden donaciones o ayuda financiera. Estas solicitudes pueden llegar vía correo electrónico, a veces incluso con fotografías adjuntas de lo que se presenta supuestamente como una iglesia o Sala de Lectura de la Ciencia Cristiana, y en ellas se piden fondos para hacer cosas como las siguientes:

  • manejar lo que se muestra como una Sala de Lectura de la Ciencia Cristiana
  • traducir publicaciones de la Ciencia Cristiana y lecciones bíblicas*
  • construir o arreglar iglesias y/o Escuelas Dominicales
  • comprar aparatos electrónicos, comida, visas, pasajes de avión, productos para la casa u oficina
  • ayudar con la instrucción en clase, asociación o gastos de enseñanza
  • dirigir una escuela para niños en un país en vías de desarrollo
  • proporcionar un número considerable de suscripciones de publicaciones periódicas de la Ciencia Cristiana o libros, en especial a presidiarios
  • apoyar algún tipo de obra de caridad o auxilio a las víctimas de una catástrofe
  • conseguir ayuda gratis de un practicista o enfermero de la Ciencia Cristiana

En algunos casos es posible que realmente se esté llevando a cabo un trabajo maravilloso, pero a través de los años la iglesia ha divulgado advertencias acerca de estafas que se han hecho al Movimiento, y el siguiente aviso publicado en el ejemplar del 28 de junio de 1958 del Christian Science Sentinel nos sigue dando buenos consejos:

Las solicitudes personales de dinero o de otro tipo de ayuda caritativa no siempre son genuinas. Cada una de estas solicitudes hecha a un Científico Cristiano debe ser investigada cuidadosamente antes de dar una respuesta. De vez en cuando recibimos informes de experiencias decepcionantes que han ocurrido por no tomar esta precaución. Al verificar cuidadosamente este tipo de solicitudes antes de proceder con ellas, el Científico Cristiano alerta está protegido de las peticiones verosímiles del impostor y del indigno, y está mejor capacitado para ofrecer sus donaciones con sabiduría y discreción.

Es más, está contribuyendo a que la actividad del impostor sea menos lucrativa.
Si desean ayudar directamente a otros miembros del Movimiento, tengan a bien hacer la diligencia debida. El personal del departamento de Actividades de las Filiales (tmcbranch@csps.com) y la Oficina del Tesorero están más que dispuestos a contestar sus preguntas. Tal vez les interese saber que La Iglesia Madre concede limitadas subvenciones específicas a las iglesias y sociedades que están en el directorio del Journal. También administra un programa de ayuda de literatura en países menos desarrollados para apoyar a aquellos que están listados en el Journal, como ser Salas de Lectura, iglesias y sociedades, al igual que grupos informales que se reúnen con frecuencia para estudiar la Ciencia Cristiana. Tal vez deseen dirigir a aquellos que soliciten asistencia hacia estos recursos.

Por supuesto que la manera más eficaz de apoyar al Movimiento es por medio de la oración y reconociendo que los individuos y las iglesias pueden tener sus propias demostraciones. Mary Baker Eddy, nuestra Guía, fue quien mejor lo expresó en el prefacio de Escritos Misceláneos, 1883-1896: “Cierto apotegma de un filósofo del Talmud, concuerda con mi concepto de lo que es hacer el bien. Dice así: ‘La caridad más noble consiste en evitar que un hombre acepte caridad; y la mejor limosna es enseñarle y capacitarle para que prescinda de limosnas’” (Pág. ix).

Muchas gracias,

Lyle Young
Secretario de La Iglesia Madre

* Las traducciones deben estar autorizadas por La Iglesia Madre.